El líder del PP afirmó, en su primera entrevista tras el ‘cara a cara’ con Alfredo Pérez Rubalcaba, que espera que “los españoles vayan a votar porque lo que se decide el próximo día 20 es muy importante”. Para Mariano Rajoy, la euforia de los votantes puede ser contraproducente, y ha insistido en que pese a las encuestas “de momento estamos en empate a cero”.

Rajoy aprovechó la entrevista en Antena 3 para salir al paso a los principales reproches que se le han hecho tras el debate, como el que hubiera leído tanto al comienzo del mismo como en la despedida. “El discurso último de despedida lo hice yo, como todo. De hecho no llevaba ningún papel a máquina, todos eran papeles hechos por mí mismo y, efectivamente, hubo algunas cosas que leía porque hay que ponerse en el lugar del que está allí y no es fácil. Pero todos los documentos que utilicé eran documentos que había escrito yo personalmente a mano”.

En la cuestión del empleo, Rajoy insistió en su mensaje de que es posible poner freno a la sangría del paro. “Nosotros, en el año 96 llegamos al Gobierno, la tasa de desempleo era del 22%, prácticamente igual que ahora. Empezamos a tomar decisiones ya el año 96. El año 97 fue difícil pero un año después ya comenzó a crearse empleo y al final se crearon nada menos que cinco millones de puestos de trabajo, lo cual fue muy reconfortante”.

El líder del PP Insistió en que “tenemos por delante una tarea gigantesca y, por tanto, habrá que hablar con organizaciones sindicales, empresariales y con el resto de fuerzas políticas. Insisto, sea cual sea el resultado y habrá que buscar apoyos. A partir de ahí, una cosa es hablar con todo el mundo y otra es explicar bien las cosas, pero desde luego hay que decidir, hay que ser valiente, prudente y tener firmeza. Creo que todo es conciliable”.

Otro de los temas sobre la mesa fue la ‘presión’ que ejerce ya sobre su hipotético gobierno el propio ex presidente Aznar, que ayer aseguraba que España está demasiado mas como para que se le dé cien días de gracia. “Creo -aseguró Rajoy-  que hay que tomar medidas pronto, pero tampoco es cuestión de decir 100 días, 90, 80… Sí que es muy importante mandar un mensaje que genere confianza tanto dentro de España como fuera de España, donde tenemos muchas dificultades con nuestra financiación”.

También quiso remachar su mensaje de que no se tocará cobertura de desempleo, una de las ‘insidias’ que según Rajoy le lanzó Rubalcaba en el debate del lunes. “Por supuesto que va a seguir existiendo la cobertura de desempleo. Realmente, el señor Pérez Rubalcaba ha hecho lo que es su estrategia de campaña. Tiene muy difícil el Partido Socialista hacer un buen balance de lo que ha ocurrido en España porque lo que ha ocurrido lo sabemos todos. Propuestas y planteamientos de futuro no tienen ninguno porque tendría que decir: ‘voy a hacer lo contrario de lo que hice’ y eso no es creíble. Entonces, su estrategia está muy clara, la vimos el otro día, pero yo ya lo sabía: ‘Si gana el Partido Popular caerán sobre los españoles todos los males de la historia’, dice que vamos a recortar el desempleo, las pensiones, la sanidad, la educación. Todo eso es falso, como todo el mundo sabe, porque quien ha recortado todo eso en los últimos tiempos, y se lo demostré el otro día, fue el Partido Socialista”.

Sin embargo, Rajoy fue más ambiguo en el asunto del recorte a los funcionarios. “A los funcionarios, si les voy a subir o no les voy a subir, eso es algo que tenemos que ver. Yo creo que a los funcionarios, desde luego, no les voy a hacer una rebaja del 5% como le ha hecho el Gobierno, pero yo, en este momento, tengo que ver cuál es la situación exacta de las cuentas públicas, pero, desde luego, yo no les voy a bajar el 5% como le ha hecho este Gobierno”.

Tampoco subirá el IVA, “en principio, luego vamos a ver cómo evolucionan las circunstancias, pero es claro que prefiero que el dinero lo tenga los ciudadanos porque son los que crean riqueza, bienestar y empleo. El momento económico de cada momento nos debe decir si hay que subirlos, bajarlos, mantenerlos. En un primer momento, la idea es mantenerlos salvo en el caso de los emprendedores, todas las pequeñas y medianas empresas y los autónomos, que son los llamados a crear riqueza y empleo, son los que lo crean, el 80% del trabajo en España, a esos sí se los bajaremos. La idea que tenemos es no tocar el resto, por lo menos en un primer momento. Ni subir ni bajar”.

En otros temas, Rajoy no quiso decir si Gallardón será uno de los ministros de su Gobierno, que tendrá una o dos carteras menos; que su futuro ministro de Economía aún no sabe que lo será; que peleará por que los toros vuelvan a Cataluña porque “estoy a favor de la libertad” y que le gustaba “más” la anterior ley antitabaco que permitía fumar en algunos establecimientos hosteleros, pero que al no fumador “no se le puede perjudicar”. También aclaró que sí vivirá en Moncloa, tras la polémica abierta hace una semana, porque “iré donde tenga que ir”.

Por último, y sobre la polémica de que ha caído en manos de los asesores de imagen, ya que le han mostrado dos fotos en las que parece más joven en el debate del otro día que hace años, zanjó: “No he caído en sus manos y además eso no va a ser posible nunca. Nunca voy a ser lo que no soy, y nunca voy a ser un impostor”.

Fuente: El Confidencial http://rss.feedsportal.com/c/32483/f/480388/s/19f57bdc/l/0L0Selconfidencial0N0Cespana0C20A110C110C0A90Crajoy0Eno0Esubira0Eimpuestos0Een0Eprincipio0Eni0Eaclara0Esi0Egallardon0Esera0Eministro0E0E0E87451/story01.htm