El empresariado español cerró ayer filas en torno al recién nombrado ministro de Industria, José Manuel Soria, que fue el encargado de inaugurar la edición 2012 del Spain Investors Day. La entrada del ministro despertó gran expectación entre los asistentes, entre los que figuraban empresarios de la talla de José Manuel Entrecanales, presidente de Acciona; Baldomero Falcones, presidente de FCC; Antonio Vázquez, presidente de IAG e Iberia; banqueros como Rodrigo Rato, presidente de Bankia, Antonio Pulido, copresidente de Banca Cívica o Ramiro Mato, presidente de BNP Paribas en España. Entre los directivos del máximo nivel que escucharon las palabras (en perfecto inglés, el idioma oficial del evento) de Soria también estaban el presidente de Grant Thornton en España, Eduardo Gómez, el presidente de Deloitte España, Fernando Ruiz; el director general de la aseguradora Caser, Ignacio Eyries, y el director general adjunto de la CECA, Jorge Gil, entre otros.

Soria aseguró ante más de 200 inversores internacionales que el Gobierno está trabajando a toda velocidad para ofrecer un entorno de negocios “estable, competitivo, dinámico y con las mismas reglas de juego” para todos los inversores. “Somos un país serio y haremos todo lo que tenemos que hacer”, aseveró Soria.

El ministro reconoció que uno de los grandes desafíos de España es el mercado laboral. “Es un mercado excesivamente fragmentado , lo que ha contribuido a la destrucción de miles de empleos”. Preguntado por los inversores extranjeros, el responsable de la cartera de Industria expresó su confianza en que patronal y sindicatos lleguen pronto a un acuerdo que permita avanzar en las líneas maestras de la reforma laboral: facilitar la contratación, antes que el despido; reducir el número de tipos de contratos y cerrar la brecha entre temporales e indefinidos.

Soria explicó que el Ejecutivo está trabajando además en una reforma financiera que no solo dote de más transparencia a los balances de los bancos, sino que además reactive el flujo del crédito. Otra de las líneas maestras de acción es la de dotar al sistema energético de un marco regulatorio “estable y armonizado”, que sirva para atajar el déficit tarifario, cifrado en 24.000 millones. “España tiene mucho que ofrecer a los inversores”, concluyó el ministro.

Aunque proliferaban las sonrisas y el buen humor entre los asistentes, muchos reconocían en privado la preocupación por la difícil situación económica. “He visto a la gente algo más desanimada que el año pasado”, admitía a este diario uno de los asistentes. Por eso, los directivos se emplearon a fondo para presentar las virtudes de sus negocios en presentaciones generales, muy concurridas, y también en los encuentros individuales, de los que el año pasado se celebraron más de 400 y que en la presente edición se espera que sean todavía más.

El Spain Investors Day cuenta con BNP Paribas y Exane como socios estratégicos y tiene como patrocinadores a la consultora Grant Thornton, Banca Cívica, CECA y PRISA -editor de CincoDías- y como colaboradora a la sociedad estatal Invest in Spain. Las jornadas continúan hoy y serán clausuradas por el secretario de Estado para la UE, Íñigo Méndez de Vigo.

Fuente: cincodias.com http://www.cincodias.com/articulo/mercados/empresarios-hacen-frente-comun-defensa-marca-espana/20120112cdscdimer_6/