El hecho de que un inmueble sobre el que la banca concede un crédito sea valorado por una tasadora participada por la propia entidad es cada vez una práctica menos habitual en el mercado español. Un conflicto de intereses que rodeó el alza del precio de las viviendas durante los años del boom inmobiliario y que continuó al estallar la burbuja, cuando las tasadoras de la banca estimaban el precio por el que se las adjudicaba la entidad.

Denuncias de consultores inmobiliarios, políticos o asociaciones de usuarios llevaron al Banco de España a tomar cartas en el asuntoimponiendo sucesivas restricciones para presionar a la banca a desinvertir en las sociedades de tasación. Así, las participadas o filiales de entidades de crédito han pasado de acaparar el 46,8% de los ingresos de todo el sector en 2009 a solo el 6,6% a cierre del pasado ejercicio, según los datos que acaba de publicar el propio Banco de España.

De seta forma, al arrancar 2013 solo quedaban siete tasadoras en manos de la banca: Global Gestión de Tasaciones, de Caja3; LKS Tasaciones, de Caja Laboral; Sociedad Integral de Valoraciones Automatizadas (Sivasa), de Banco Santander; Tasaciones Andaluzas, de Unicaja; Tasaciones de Bienes Mediterráneo (Tabimed), que pasó de la CAM a Sabadell; Tasaciones y Consultoría, de Banca Cívica y Tasaciones y Valoraciones de Galicia, de Novagalicia, que terminó dándose de baja.

Durante 2012, este grupo de tasadoras realizó el 5% de las tasaciones, frente al 15% de 2011; registró el 4% del importe total tasado, cuando un año antes se encargó del 10%; y concentró el 7% de los ingresos ordinarios obtenidos por el sector, la mitad que en el ejercicio anterior.

Solo tres años antes, las 12 tasadoras que tenía la banca controlaban la mitad del mercado. La independencia requerida por el Banco de España ha ido forzando a las entidades de crédito a salir de las sociedades de tasación.

El año pasado, Bankia vendió Tasamadrid al fondo de capital riesgo Advent, que ya se hizo en 2010 con Tinsa (la tasadora de las cajas) acaparando un tercio del mercado; Banca Cívica liquidó Compañía de Medios y Servicios de Tasación, la sociedad de Cajasol y CaixaBank vendió VTH (Valoraciones y Tasaciones Hipotecarias) a Gecopinsa Tasaciones.

Una salida progresiva del sector que se incrementará desde este año tras la aprobación de la reforma hipotecaria que obliga a las entidades a reducir al 10% su participación en las tasadoras. Pese a ello, el organismo que gobierna Luis María Linde advierte que “la elevada concentración del sector continuó” aumentando en 2012, cuando las cinco mayores tasadoras de las 57 registradas acumularon ya el 55% de la actividad, el 36% solo entre las dos mayores.

El otro gran factor de riesgo es que, pese a la salida de la banca del capital de las tasadoras, el grueso de estas sigue dependiendo mayoritariamente de un cliente principal. Especialmente en las relacionadas con la banca, donde “en bastantes casos, el socio mayoritario es, al mismo tiempo, el cliente principal”, explica el informe, detallando que las siete participadas cobraron el 77% de su mayor cliente.

Las cifras del sector

Caída de actividad

A cierre de 2012 operaban en España 57 sociedades de tasación, que realizaron 739.000 valoraciones, lo que supone un descenso del 5% frente a la actividad registrada durante 2011. Sus ingresos ordinarios, 234 millones, cayeron un 10,8%.

Pérdida de valor

Aunque durante el ejercicio aumentó la superficie total tasada hasta las 486.000 hectáreas, un 9% más que el año anterior, el valor global en el que se tasaron fue de 333.000 millones de euros, lo que supone un 14% menos que lo registrado a cierre de 2011.

Menos viviendas

El informe del Banco de España achaca a “la continuidad tanto de la crisis del mercado inmobiliario como de la paralización de la financiación con garantía hipotecaria” como los principales factores que han hecho reducirse con mayor intensidad las tasaciones de vivienda. En concreto, se produjeron un 10% menos de valoraciones de este tipo, a un precio global un 20% inferior y por un 8% menos de superficie.

Más promociones

Pese a ello, cabe destacar que la labor realizada sobre el stock de vivienda de la banca disparó un 18% la tasación de edificios completos de uso residencia, aunque su importe cedió un 13% y la superficie un 3%.

Precios a la baja

La vivienda media en edificios se valoró en 156.000 euros, las unifamiliares en 268.000. El metro cuadrado de vivienda cayó un 12% hasta los 1.399 euros.

Fuente: cincodias.com http://com.cincodias.feedsportal.com/c/33500/f/624600/s/309c26c5/sc/36/l/0L0Scincodias0N0Carticulo0Cmercados0Ctasadoras0Ebanca0Epasan0Eacaparar0Emitad0Esolo0Enegocio0C20A130A830Acdsncdmer0I30C/story01.htm