Los mercados han respondido con notables alzas a los sucesivos retrasos en el previsible ataque militar estadounidense a Siria. La decisión del presidente Barack Obama de someter a votación en el Congreso la intervención supone que, al menos, hasta el día 9 no llegará una posible acción que desató algunos nervios la semana pasada, especialmente en el precio del petróleo.

Pero a la vista de que no es tal la inminencia de un ataque de Estados Unidos sobre Siria, los mercados se han relajado y han comenzado septiembre con avances, con permiso también del precio del petróleo. Los inversores no han contado con la referencia de Wall Street, que ha cerrado por la celebración del día del Trabajo, por lo que se ha neutralizado un posible foco de inestabilidad que los operadores europeos han aprovechado para recuperar posiciones.

Esta mañana, el barril Brent marcaba su nivel más bajo en la última semana, por debajo de los 113 dólares, un 1% menos que el viernes, debido al alivio de las tensiones. La semana pasada rozó los 118 por temor a que la inestabilidad se contagie a otros Estados del área. Al cierre del mercado español, el Brent cotiza en los 114.

Es la señal que esperaban los inversores para volver a la renta variable en este arranque de septiembre, después de un final de agosto complicado. El Ibex abrió con un alza del 0,94%, pero poco después llegó a subir un 2,5% y ha cerrado con un alza del 1,68% que le ha permitido recuperar los 8.400 puntos, hasta los 8.429,6.

A ello ha ayudado también el dato de gestores de compras PMI de China, que ha mostrado su primera lectura por encima de 50 puntos (lo que significa crecimiento) en cuatro meses. La mejora de los pedidos inyecta optimismo en un momento en el que los inversores temían que la debilidad económica china se sumase a los otros riesgos que penden sobre el mercado. De este modo, el índice Hang Seng de Hong Kong ha ganado casi un 2%, por un 1,5% de Japón.

Queda por ver si estas mejoras se trasladan a la renta fija. La prima de riesgo española ha subido con fuerza en estas jornadas de estabilidad, pero a media sesión se reduce a los 253 puntos básicos, mientras que la italiana está en 249. La mejora, no obstante, viene por la subida del tipo de interés de la deuda alemana: la española cotiza en el 4,43% a 10 años.

La buena marcha bursátil del sector bancario es otro de los factores destacados del día. Y en la Bolsa española, el mejor valor ha sido Popular, que se ha anotado un alza del 4,59%, después de anunciar una colocación de cédulas hipotecarias.

La reunión de los países del G20, a la que acude España, y las del Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo (BCE) y de los bancos centrales de Inglaterra y Japón acaparan la atención de la agenda económica de la semana, junto a la reunión que el Gobierno y los agentes sociales celebran hoy para hablar de la introducción del factor de sostenibilidad en las pensiones.

Desde el punto de vista de los mercados, la cita más relevante será la subasta de deuda que celebra el jueves el Tesoro Público, que ya ha captado el 76,5 % de sus necesidades de financiación para todo el año.

Fuente: cincodias.com http://com.cincodias.feedsportal.com/c/33500/f/624600/s/30b4abe0/sc/42/l/0L0Scincodias0N0Carticulo0Cmercados0Ctregua0Epetroleo0Eimpulsa0Eibex0Enuevo0E840A0A0C20A130A90A2cdsncdmer0I20C/story01.htm