Con un ojo puesto en Italia y otro en Siria. Las palabras del secretario de Estado norteamericano, John Kerry, sobre el ataque con armas químicas en los alrededores de Damasco y la posible respuesta militar estadounidense castigaron ayer a Wall Street, que terminó en pérdidas. En un mercado altamente sensible y con algo de mal de altura, como es Wall Street últimamente, la posible intervención militar hizo plegar velas a los inversores.

Este giro a la baja es lo que castiga la apertura europea, que se decanta por los números rojos. El riesgo de intervención militar (sin el apoyo de Rusia y China) también se deja notar en el precio del petróleo, que roza los 111 dólares, máximo desde abril. El Ibex retrocede un 2% y pone en peligro los 8.500.

La tradicional inestabilidad política de Roma pesa en los inversores, después de que el partido de Silvio Berlusconi  amenazase con retirar el apoyo al gobierno de Letta. Las primas de riesgo no se dispararon, pero esta mañana siguen su camino al alza. La española está en 260 puntos, lista para el sorpasso a la italiana, que cotiza en 249.

La subasta de letras del Tesoro que se ha celebrado esta mañana, vende 4.070 millones en letras a un coste que roza el mínimo histórico, pero estos datos positivos no ha conseguido animar al Ibex. Esta es la última subasta de agosto.

Entre los indicadores que se darán a conocer destacan el índice Ifo de agosto, que alcanzó los 107,5 puntos, récord de 16 meses y por encima de los 107 esperados por los economistas consultados por Bloomberg, y el índice de confianza de los consumidores en EE UU, también correspondiente al mes de agosto, que se conocerá a las 16.00 (hora española).

El euro, por su parte, se mantiene estable en los 1,3386 dólares, frente a los 1,337 de última hora de ayer.

Fuente: cincodias.com http://com.cincodias.feedsportal.com/c/33500/f/624600/s/30735263/sc/2/l/0L0Scincodias0N0Carticulo0Cmercados0Cibex0Eamenaza0E850A0A0Epesar0Ebuenas0Ecifras0Esubasta0Etesoro0C20A130A827cdsncdmer0I20C/story01.htm