El pistoletazo de salida a la Navidad lo dará el black friday 2016 (viernes negro), una tradición anglosajona que ha calado rápidamente entre el comercio español, llega a España el próximo viernes, 25 de noviembre.

Esta tradición se comenzó a “importar” en 2012, y ha llegado ha sustituir al puente de la Constitución y la Inmaculada, en el que antes se daba por comenzada la campaña de Navidad, en la que el sector se juega gran parte del año.

“Si en la campaña de Navidad de 2014 experimentamos una leve recuperación y en la de 2015 vivimos una moderada reactivación del consumo, este año continuaremos la senda del crecimiento”, han indicado a Efe desde la patronal del pequeño comercio, segmento que hasta septiembre elevó sus ventas el 3,8%.

Este año, el que ya es el mayor día de ventas en Estados Unidos, se celebrará el 25 de noviembre, aunque aquí se aplicará “a la española”, pues muchos establecimientos prolongarán las ofertas durante varias jornadas.

Por otro lado el “ciber monday” o “ciber lunes”, en el que se vende por internet lo que no se vendió durante el “viernes negro”, tendrá lugar el 1 de diciembre.

“En unos pocos años, el “black friday” ha pasado de ser una iniciativa limitada a las grandes cadenas a consolidarse en una nueva oportunidad para que las pymes comerciales mejoren sus ventas y visibilidad”, según la CEC, que calcula que dos de cada diez pymes participará de los descuentos.

Para la patronal, este fenómeno ha calado muy rápido en buena parte del pequeño comercio porque ha permitido recuperar el efecto llamada que producían las rebajas hasta su liberalización, en julio de 2012.

Hasta entonces, las rebajas sólo se podían hacer durante dos periodos determinados al año y su liberalización ha producido “cierta confusión” en el consumidor, “que ya no sabe en qué momento va a encontrar los mejores descuentos”.

Por contra, han subrayado desde la CEC, el “black friday” limita claramente la duración de los descuentos a unas pocas jornadas, “lo que da seguridad al consumidor y provoca un efecto reclamo”.s.

Su momento más álgido se alcanzó en 2013, cuando 141 millones de personas se gastaron una media de 407 dólares cada una

Un total de 57.000 millones de dólares únicamente en Estados Unidos, de los cuales las tiendas online facturaron 800 millones de dólares de 57 millones compradores.

 

En España, en 2013 fue cuando se introdujo con algo más de fuerza este día a través de la publicidad de grandes empresas como El Corte Inglés o Amazon, que se sumaron con éxito a la tradición. En 2015, 2 millones de personas se lanzaron a comprar en España, gastando una media 150 euros por persona.

 

Fuente: inter http://intereconomia.com/empresas/consumo/lo-debes-saber-black-friday-2016-20161107-2151/