Un vídeo que se ha hecho viral en las redes sociales parece demostrar que la candidata presidencial demócrata Hillary Clinton no está totalmente recuperada de la conmoción cerebral que sufrió en 2012.

En el video se puede apreciar como la candidata demócrata a la Casa Blanca está siendo bombardeada por una serie de preguntas de periodistas en un lugar público que parece ser como un Starbucks. En esta secuencia se observa, cuando se da la vuelta para responder a uno de los reporteros, como sacude la cabeza hacia atrás varias veces en unos pocos segundos en un … modo extraño. Algunos de los presentes dicen que era para hacerse  el tonto ante todas las personas que le rodea, otros. sin embargo, creen que sufrió un ataque de epilepsia o una convulsión leve causada por su anterior conmoción cerebral que sufrió en una caída en 2012.

En diciembre de 2012, Hilary Clinton se desmayó y sufrió una conmoción cerebral después de un supuesto virus estomacal que le  causó deshidratación. Esto, concidencia o no, llegó justo antes de tener que testificar ante el Comité de Asuntos Exteriores sobre la situación en Bengasi.

Sin embargo, los expertos creen que sufrir una conmoción cerebral puede conducir a unos efectos secundarios de larga duración que pueden aparecer y desaparecer en cualquier momento. A veces una persona puede sufrir una conmoción cerebral y no tener ningún tipo de complicaciones en absoluto durante un año, mientras que otros pueden tener complicaciones graves de forma inmediata.  Conocidos por todos son los casos de los jugadores de la liga de fútbol americana, la conocida por sus siglas en inglés como la NFL. A menudo tienen problemas tras retirarse de una larga carrera marcada por las conmociones cerebrales, lo mismo que ocurre con los boxeadores que reciben golpes repetidos en la cabeza. Sin embargo, una persona como Hillary Clinton, que sufrió una conmoción cerebral a los 65 años y no es un atleta profesional, puede sufrir síntomas que son más graves, tanto de forma inmediata como en años venideros.

Algunos profesionales de la medicina han estudiado el video de sus apariciones después de la conmoción cerebral y puede haber motivos de preocupación. A lo que hay que sumar otro problema con sus ataques de tos, que han sido grabadas en vídeo por lo menos desde 2008, cuando estaba corriendo contra Barack Obama para ganar la nominación demócrata. Si médicamente no es apta debería ser descalificada automática antes convertirse en el presidente de los Estados Unidos. ¿Por qué elegir a alguien que no va a ser capaz de cumplir con sus deberes desde el principio? Cualquiera que sea el caso, el electorado estadounidense tiene el derecho a saber en que estado de salud se encuentra la candidata demócrata.

Fuente: inter http://intereconomia.com/noticia/hilary-clinton-secuelas-conmocion-cerebral-20160813-1941