Una de las dudas de los trabajadores suele ser si su empresa le puede retener menos en relación al impuesto de IRPF cada mes en su nómina.

Muchos contribuyentes prefieren recibir algo más de dinero líquido mes a mes que obtenerlo todo de golpe en el momento de presentar su declaración de la renta como parte de la devolución de la cuota diferencial de la declaración de la renta.

Cada empresa debe aplicar en función de la situación particular del contribuyente en cada momento

La legislación establece las retenciones que cada empresa debe aplicar en función de la situación particular de cada contribuyente en un momento determinado, ya que varían constantemente. Por lo que la respuesta es no, una empresa no puede Es por ello que la Agencia Tributaria pone a disposición de los ciudadanos una herramienta para realizar el cálculo de estas retenciones.

No obstante, en ciertas ocasiones especificas, la empresa en cuestión puede aplicar una retención menor si así se lo desea su trabajador, con comunicación previa. Gracias al artículo 86 del Real Decreto 439/2007, se aprobó el Reglamento del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, que establece que un contribuyente podrá pedir a su empresa una reducción de dos enteros en su tipo de retención. Con el requerimiento obligatorio, de la modificación del 29 de julio de 2016, de si la cuantía total de sus retribuciones es inferior a 33.007,2 euros y destina cantidades a la adquisición y rehabilitación de su vivienda habitual utilizando financiación ajena y con derecho a deducción por inversión en vivienda habitual.

Por otro lado, en algunos contratos temporales, se aplica la retención mínima del 2%. Esto se debe a que, en algunos contratos de pocos meses, la Agencia Tributaria entiende que el contribuyente no va a llegar al mínimo personal y familiar. Es por ello que no está obligado a declarar. Si en caso de renovación del contrato, lo más probable es que las retenciones suban directamente, y que el contribuyente tenga que regularizar esta situación en la declaración de la renta del año siguiente.

A los autónomo les interesa conocer las retenciones del IRPF para posicionar tu empresa en el mercado

Tanto si somos autónomos como empleados de una empresa, incluso si somos directivos, a todos nos interesa conocer las retenciones del IRPF que se aplican. Las Pymes deben presentar por un lado, el modelo 115, y, por otro, el 130. En función de los casos y las especificaciones de cada uno, detallamos cómo y cuándo se debe presentar ante las entidades recaudatorias.

 

 

Fuente: inter http://intereconomia.com/economia/fiscal/puedo-pedir-empresa-me-aplique-menos-retenciones-irpf-20161016-2226/