El Parlamento Europeo comenzó ayer a exigir responsabilidades a la troika (Comisión Europea, Banco Central Europeo y Fondo Monetario Internacional) encargada del primer y fallido rescate de Grecia y del segundo, puesto en marcha esta semana.

“Queremos saber quién es responsable del fallo de sus previsiones y de sus recetas”, señaló ayer en rueda de prensa el eurodiputado y líder del Grupo socialista en el Parlamento Europeo, Hannes Swoboda. Su compañero de partido, Robert Goebbels, también abogó por “controlar a unos altos funcionarios que van durante unos días a Grecia e imponen medidas económicas radicales”.

La primera rendición de cuentas de esos altos cargos tendrá lugar el próximo martes durante una sesión conjunta de las comisiones parlamentarias de Economía y la de Empleo, ante la que comparecerán el comisario europeo de Economía, Olli Rehn; el alemán Jörg Asmussen, miembro del comité ejecutivo del BCE, y Poul Thomsen, jefe de la delegación del FMI para Grecia.

La documentación elaborada por el Parlamento para ese encuentro describe el deterioro de la situación económica en Grecia, “con una recesión mucho más profunda de lo esperado”, y concluye que el empeoramiento en el ratio de deuda pública del país “se debió esencialmente a algunos fallos en el diseño y aplicación del primer programa de ajuste”. Fuentes de la troika reconocen que el impacto de las medidas de ajuste fue mucho mayor de lo previsto.

Desfase

De entrada, las previsiones que sirvieron como punto de partida estaban desfasadas con la realidad: hace un año, la Comisión pronosticaba a Grecia una caída del crecimiento en 2011 del 3,5% (fue del 7%) y un avance este año del 1,1% (se espera una caída de más de cuatro puntos). El grupo Socialista teme que los errores se repitan de nuevo. Y ayer propuso, como medida de control, que la troika rinda cuentas trimestralmente por escrito ante el Parlamento Europeo, que debatiría en pleno esos informes.

“Es importante”, señaló Swoboda, “no solo para la labor de esta troika, sino también para futuras intervenciones en otros países”. El europarlamentario austriaco advirtió del peligro de “aceptar la supuesta sabiduría de estos expertos sin revisar qué hacen y cómo lo hacen”.

Los parlamentarios socialistas, que han formado su propia troika y visitaron Grecia a principios de este mes, aseguran que “sin crecimiento no habrá solución en Grecia” y urgen a recapitalizar un sector bancario que se encuentra en una situación “catastrófica” tras la reestructuración de la deuda y la salida del país de 70.000 millones de euros.

Fuente: economia http://com.cincodias.feedsportal.com/c/33500/f/624601/s/1db3dce2/l/0L0Scincodias0N0Carticulo0Ceconomia0Ctroika0Edebera0Eresponder0Efracaso0Eprimer0Erescate0Egrecia0C20A120A323cdscdieco0I50C/story01.htm