Los autónomos en España ven con esperanza la reforma que aprobará el Gobierno sobre los autónomos, el colectivo junto a los mayores de 45 años más dañado por la crisis económica. 

El perfil del trabajador autónomo en España es un hombre español de entre 40 y 54 años, afiliado como persona física, con más de cinco años de antigüedad y que se dedica al comercio, según un estudio de la Federación Nacional de Trabajadores Autónomos (ATA) publicado este jueves.

Así, de los 3.187.990 trabajadores por cuenta propia afiliados a 30 de septiembre, 1.974.881 son autónomos persona física (el 61,9%), mientras que 1.213.109 (el 38,1%) están dados de alta con algún tipo de sociedad.

Atendiendo a los años de antigüedad, el 44,8% de los autónomos lleva al frente de su negocio menos de cinco años, en tanto que el 55,2% lleva cinco años o más.

El 1,9% de los trabajadores por cuenta propia es menor de 25 años, el 26,9% tiene entre 25 y 39 años; el 45,6%, entre 40 y 54 años, y el 25,5% es mayor de 55 años.

Por sectores, la mayoría se dedica al comercio (24%), seguidos de los dedicados a la agricultura (11,9%), la construcción (10,7%) y la hostelería (9,5%). El 65,3% de los autónomos son hombres y el 34,7%, mujeres.

El 86,2% no llega a la base mínima de cotización

El 86,2% de los trabajadores autónomos personas físicas, 1.703.205 en total, no supera la base mínima de cotización de 893,1 euros -963,3 euros en el caso de los mayores de 47 años-.

El informe, elaborado con datos de septiembre del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, señala que el porcentaje de autónomos que no cotiza por la base mínima supera el 90% en los grupos de trabajadores por cuenta propia más jóvenes, los extranjeros y los que llevan menos de cinco años dados de alta.

Por el contrario, el 30,1% de los trabajadores por cuenta propia mayores de 55 años cotiza por una base superior debido a la proximidad de la edad de jubilación.

Sin tener en cuanta la edad, solo el 0,8% de los autónomos personas físicas (15.822) cotiza por más de tres veces la base mínima, es decir, por más de 2.679,3 euros.

El estudio también destaca que el trabajo autónomo generó 82.238 nuevos empleos en los nueve primeros meses del año, ya que se afiliaron a la Seguridad Social 22.178 trabajadores por cuenta propia, a la vez que el colectivo contrató a 60.060 asalariados.

Los autónomos emplean a 871.955 trabajadores

Asimismo, ATA ha resaltado que 4.059.945 empleos en España (el 23% del total) están relacionados con los autónomos, debido a que hay 3.187.990 cotizantes a este régimen de la Seguridad Social, así como 871.955 trabajadores asalariados a cargo del colectivo.

Además, hay 197.438 trabajadores por cuenta propia dados de alta como familiar colaborador, 382.620 como administrador de sociedad, 42.285 como familiar de socio, 11.633 como religioso y 23.455 enmarcado en los colegios profesionales. En cuanto a la nacionalidad, el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) cuenta con 178.034 afiliados extranjeros.

Fuente: inter http://intereconomia.com/emprendedores/la-radiografia-los-autonomos-espana-20161110-1306/