Los indignados planean celebrar una “reflexión colectiva” durante la jornada previa a las elecciones generales en la Puerta del Sol para reivindicar, por tercera vez en seis meses, su oposición al sistema que los representa. Su objetivo, que todavía está en estudio, es boicotear las elecciones del 20-N y conseguir que cientos de miles de manifestantes salgan a la calle horas antes de ir a votar y conseguir acaparar toda la atención ese día, como sucedió el 22-M. Sin embargo, la propuesta no cuenta en esta ocasión con el beneplácito de todos los integrantes del Movimiento 15-M, que no creen que el efecto pueda volver a repetirse.

La idea de volver a salir a la calle la víspera de las elecciones generales la lanzaron los integrantes de la Asamblea Popular de Alarcón y la avaló Acampada Sol. Pretenden rechazar las limitaciones impuestas por la Junta Electoral de Madrid para celebrar concentraciones en la Puerta del Sol y dejar claro que, “sea cual sea el resultado”, ni el PP ni el PSOE les va a representar.

La plataforma Democracia Real Ya, la rama más moderada del Movimiento, se desvincula “totalmente” de las intenciones de Acampada Sol. “Nuestro objetivo es informar a los ciudadanos de cuál es la mejor manera de que su voto influya en el resultado del 20-N, pero en ningún caso pretendemos boicotear las elecciones”, asegura un portavoz de la plataforma.

Es el 15-M de Sol, “no todo el 15-M”, especifican desde Democracia Real Ya, quien llama a la ciudadanía a manifestarse por un cambio de modelo económico, social y político a través de otra manifestación masiva la víspera de las elecciones. Los tres lemas que constituyen el núcleo de la manifestación prevista para este domingo son la defensa de lo público, la participación ciudadana y parar la corrupción.

Las asambleas prepararán en sus respectivos barrios la contracampaña, que todavía está por definir. Lo único que tienen claro es que todos los indignados se juntarán en la Puerta del Sol, el lugar emblemático del Movimiento. Anteriormente, el pulso a la indignación de los ciudadanos se tomará a través de una serie de asambleas espontáneas en distintos lugares de Madrid a modo de acción, que serán grabadas y difundidas por la red.

Una indignación mundial

El 21-M, jornada de reflexión de las elecciones autonómicas y municipales, se contaron por centenares las personas que a medianoche se reunieron en el centro de Madrid para mostrar su indignación al sistema. El 15-O salieron a la calle miles de manifestantes en 950 países de todo el mundo, convirtiendo a la indignación en un fenómeno mundial.

Sin embargo, parte de los indignados que crearon el 15-M considera que el objetivo del Movimiento no puede quedarse en las urnas de las próximas elecciones generales, sino ir mucho más allá. “Exigimos un cambio en el sistema, acabar con los políticos corruptos, cambiar el sistema electoral para que los partidos minoritarios tengan más representación. Y en ningún caso queremos que nos confundan y el éxito alcanzado en las anteriores manifestaciones puedan volverse en nuestra contra”, añade Real Democracia Ya.

Fuente: El Confidencial http://rss.feedsportal.com/c/32483/f/480388/s/19f26dba/l/0L0Selconfidencial0N0Cespana0C20A110C110C0A90Cel0E15m0Ese0Edivide0Eel0Eala0Edura0Ellama0Ea0Eocupar0Esol0Een0Ela0Ejornada0Ede0Ereflexion0E8740A1/story01.htm